jueves, 1 de diciembre de 2016

De nuevo

Un día me enamoré.

Dejé mi timidez atrás, rompí el muro que me rodeaba, todo mi interior se volvió mariposas, abrí mi corazón y me lancé al vacío pensando “ya qué chucha; veamos qué pasa”.

Un día empezamos a vernos todas las semanas.

Nos preguntábamos cómo había sido nuestro día, nos contábamos las novedades de cada uno, nos encontrábamos saliendo del trabajo, decidíamos en dónde queríamos almorzar y qué sitio queríamos visitar y luego nos agradecíamos mutuamente por el tiempo que habíamos pasado juntos.

Un día comenzamos a planear nuestro futuro.

Pensamos en cómo se llamaría nuestro perro y de qué raza sería, qué nombres nos gustaban para nuestros imaginarios hijos, cuáles serían nuestras costumbres o tradiciones familiares, dónde formaríamos nuestra familia.

Un día lloré de felicidad.

Me sentí completa. Lo miraba y me sentía en casa. Conocí a su familia. Agradecí por tenerlo en mi vida. Sentí que éramos un equipo. El mejor equipo.

Pero un día todo acabó.

Sentí que mi vida se fue en picada. Sufrí de insomnio y de vejiga hiperactiva (juro que esto existe). Lloré hasta más no poder. Pedí ayuda. Volví a pedir ayuda.

Un día todo mejoró.

Decidí que ya había sufrido lo suficiente. Decidí dejarme de huevadas. Me metí a clases de Zumba, me puse las pilas con la tesis, me cambié de trabajo. Fui verano de nuevo.


Un día pensé que todo estaba mejor. Hasta que todo empezó de nuevo. 


16 comentarios:

  1. Y un dia la cagué Yo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos la cagamos. Lo importante es darnos cuenta y hacer algo al respecto.

      Eliminar
  2. "Fui verano de nuevo". Qué bonita frase <3

    ResponderEliminar
  3. He pasado por algo similar. Espero que estés bien.

    ResponderEliminar
  4. A veces uno cree extrañar a alguien y en realidad no es a la persona lo que se extraña, sino los momentos.

    Creemos que seríamos más felices si esa persona estuviera con nosotros otra vez, pero lo que extrañamos en realidad son los recuerdos, lo que llegamos a sentir.

    Pensar así es hacer competir un pensamiento con una persona. Ideas are bulletproof, una persona real, no.

    Si esa persona regresara a tu vida, no solo traería los buenos momentos (si es que aún es capaz de generarlos) sino que también, todas aquellas situaciones no tan agradables por las que terminaron.

    Para no aburrirte más, vivir extrañando esos momentos es cerrarte a la posibilidad de que recuerdos más significativos puedan llegar a tu vida, y eso para ti, Ale, que eres tan joven y tienes un corazón tan hermoso, es algo un poco iluso.

    Your friend, D.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras, D. Acabo de despertar y es lo primero que he leído :)

      Eliminar
  5. Extrañaba mil tu blog, te leo hace años. Por lo visto todos la pasamos mal de esa manera de vez en cuando,me hiciste ver que no va a ser la ultima vez que la pase bien/mal con alguien. Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, Mel! Extrañaba escribir y recibir comentarios <3 Cuando la estés pasando mal, piensa que no estás sola. Escribe cuando quieras :)

      Eliminar