miércoles, 13 de noviembre de 2013

Dos

Desubicada Producciones presenta dos historias de…

Las bellas también son bestias.

I.                     
Era viernes por la noche cuando papá se detuvo en Vivanda de Pezet para comprar pan antes de ir a la casa de la Mamina.

Yo me sentía cansada, por lo que me quedé en el carro mientras mis papás me dejaron sola en el estacionamiento. A los pocos minutos, llegó un ficho carro gris, del cual se bajó un ente más ficho aun. Lo miré, me volteé y cerré los ojos hasta que escuché que el conductor había apretado el botón para poner los seguros, pero que el carro seguía prendido (o, al menos, sonaba como si lo estuviera).

Preocupada, me disponía a avisarle al conductor que había dejado su carro prendido cuando me di cuenta de que lo que sonaba no era el motor; era el ventilador. Sin embargo, pensar esta burrada no fue lo peor.

Lo peor fue que esto no pasó cuando era chibola. Esto pasó ayer, con mi brevete en la cartera.


II.                   
Esto sí pasó cuando era chibola.

Tenía unos 12 años y estaba en la cocina de mi casa tratando de abrir un empaque de Nesquik sin ayuda de la tijera (estaba lejos y tenía flojera de caminar 10 pasos). Descartado también el cuchillo (tenía miedo de cortarme), decidí optar por lo más básico, divertido y sano: abrir la bolsa golpeando el centro con ambas manos (hazaña que aprendí de la Mamina cuando coge la bolsa del pan VACÍA y nos asusta a todos).

El –obvio– resultado fue mi cara embarrada con Nesquik y mi familia burlándose de mí.


9 comentarios:

  1. Jajajajajaja Desubicada total!

    ResponderEliminar
  2. si este relato fuese una cancion hip-hop seria la cancion + free-style evar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja Este es uno de los comentarios más random

      Eliminar
  3. a donde iras a reventarte por año nuevo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo sé, pero espero que mi flaco me reviente.

      Eliminar
  4. pero asegurate kr no tome muho alcohol ya sabes lo ke le pasa al pene cuando hay alcohol ena la sangre sabes no? no puede reventar ni a un globo de aire

    ResponderEliminar